Estudiantes de la Facultad de políticas de la Complutense convocan concentración de homenaje a Marcelino Camacho

El jueves 29 de octubre murió en Madrid Marcelino Camacho, obrero digno, dirigente sindical y luchador por la libertad.

Marcelino impartió muchas lecciones viviendo. Destacan las lecciones de compromiso y sacrificio con lo colectivo, condiciones indispensables para la Democracia y para la política misma que, sin embargo, rara vez tienen recompensa.

A Marcelino el amor por la clase trabajadora le dejó demasiados recuerdos de uniformes, comisarías, cárceles y exilio, mañanas frías y noches gélidas, un piso humilde en Carabanchel y una memoria indómita y antifascista.

Marcelino Camacho nos enseñó también que ni la libertad se cede ni los derechos se regalan.

Marcelino es el nombre de los cientos de miles de personas sin nombre, que se dejaron las vidas, sus mejores años, las ilusiones y las fuerzas, luchando por un futuro mejor para las mayorías sociales de este país. A ellas y a ellos les debemos cada paso avanzado. Al honrar su memoria queremos que sigan caminando junto a nosotras y nosotros, enseñándonos con su ejemplo a pelear y a defender la justicia social.

Frente al relato dulcificado y cobarde de la Transición, Marcelino nos recuerda que el dictador murió en la cama pero también que la dictadura cayó herida de muerte no por reyes ni tribunos sino por la movilización obrera y estudiantil.

Esta facultad tuvo un papel importante en aquellas luchas que conocemos y de las que nos enorgullecemos: la huelga de exámenes, la victoria que supuso echar a la policía de la facultad, las asambleas y los comités de curso, la lucha contra las expulsiones de los mejores y más valientes estudiantes, el duelo por el asesinato de nuestra compañera María Luz Nájera, la desbordante vida política.

Ese pasado combativo forma parte de nuestro adn político y se hace presente en cada una de nuestras acciones, para despecho de los amantes del silencio oficial y sus aprendices.

Al irse, Marcelino nos ha dejado los puños aún arriba, y la conciencia, frente a los fatalismos y los técnicos que nos quieren hurtar la política, de que sí se puede.

Hay quienes han despedido a Marcelino con una mueca hipócrita, deshaciéndose en halagos al creerle pasado, alabando su figura al tiempo que combatiendo sus valores.

Nosotras y nosotros homenajeamos al compañero, al ejemplo, a nuestros abuelos y abuelas y a nuestros padres y madres que lucharon, a lo mejor de este país, a lo que hoy somos porque fueron, a lo que serán porque somos.

Hasta siempre compañero.

El próximo Martes 1 de Noviembre, a las 13:00, en el hall de la Facultad de Ciencias Políticas y Sociología de la UCM. Minuto de silencio y lectura de un comunicado en homenaje a Marcelino Camacho.

Enlace en Kaos.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s